Fitness

Vitaminas

Son materiales naturales que entran de forma natural con la comida. Sin vitaminas el cuerpo no puede utilizar las proteínas saludables, los carbohidratos y las grasas que consume, ya que las reacciones en cadena que lo permiten no se producen.

Sin estas reacciones, las proteínas saludables no pueden construir y mantener las células; las grasas y los carbohidratos no pueden generar energía; el cuerpo en general no sería capaz de preservar su salud.

Hay vitaminas que son necesarias tanto para la reproducción como para el desarrollo.

Durante el embarazo es realmente vital obtener una cantidad suficiente de ellas, ya que el niño que espera las necesita para su desarrollo y para mantener los nutrientes durante sus primeras semanas de vida. Foto © dinostock/ Fotolia

Alimentación de vitaminas en la maternidad

Una de las vitaminas más esenciales para el embarazo son:

Vitamina A: Durante el embarazo, esta vitamina se vuelve de gran importancia ya que
– Mejorando la capacidad estética del bebé.

– Ayuda a ofrecer suavidad a todos los tejidos membranosos.

– Aumenta el sistema inmunológico.

Vitaminas del grupo B: Este grupo está compuesto por las vitaminas adherentes: B 1 (Tiamina), B2 (Riboflavina), B3 (Niacina), B5, B6, B9 (ácido fólico) y también B12. Son esenciales, así como esenciales para:
– El desarrollo así como el crecimiento del niño.

– El desarrollo así como el desarrollo de los nervios del niño así como de la mente.

– Detienen la falta de glóbulos rojos (anemia) y ayudan a mantener su cantidad dentro de un parámetro óptimo.

La escasez de ácido fólico antes o durante el embarazo puede crear

– Anemia durante el embarazo.

– Problemas en el crecimiento del niño, así como en el crecimiento.

– Enfermedad de los nervios: espina bífida (cuando el niño no crea parte de las vértebras) o varios otros trastornos del tubo neural como la anencefalia (cuando el cerebro no termina de crear).

Vitamina C: No es una vitamina difícil de descubrir en los alimentos, sin embargo es realmente vulnerable porque es increíblemente sensible al calor, al oxígeno y a las sustancias alcalinas. Para que las verduras y frutas que la contienen no la pierdan, se requiere no hervirlas o enviarlas a calentar o con agua no deseada.

Como protector de las infecciones, esta vitamina actúa como guardián para el bebé de todos esos compuestos peligrosos que pueden ser ingeridos accidentalmente.

Vitamina D: Con sólo 20 minutos de exposición directa al sol o 30 minutos de día, se da la dosis diaria requerida.

Entre sus características se encuentran:

– El desarrollo y el trabajo de reparación de los huesos.

– La preservación de la fuerza de los dientes y los huesos.

– Promover la absorción de fósforo y también de calcio y además garantizar su adicción en los huesos y dientes del niño.

Los niveles de vitamina D en el plasma se reducen en las múltiples gestaciones; probablemente como resultado del aumento de la ingesta de este mineral y vitamina por parte de las hembras que arrastran más de una maternidad. El metabolismo mineral óseo de la madre es más alto en las maternidades múltiples que en los embarazos solitarios.

Período de lactancia:

La lactancia es un período de la vida de una mujer mucho más laborioso que el propio embarazo, en el que la potencia y también las exigencias nutricionales son extremadamente altas (es esencial dar 500 calorías añadidas cada día debido a la gran iniciativa metabólica asociada a la producción de leche).

Será necesario compensar las pérdidas nutricionales que experimenta la madre a través de una alimentación adecuada, que se mantendrá durante la duración de la lactancia.

Esto no indica que deba comer en exceso, sino que su régimen de alimentación debe ajustarse a sus necesidades (comer bien no significa consumir mucho).

Esto evitará la realidad muy común de que varias mujeres aumentan mucho de peso durante este período, generalmente como resultado de conductas de consumo incorrectas obtenidas durante el embarazo. Jacques PALUT/ Fotolia – Portada © Kurhan/ Fotolia

Publicaciones relacionadas

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Botón volver arriba